domingo, 12 de noviembre de 2017

Tormentas de polvo



En las horas de la medianoche
los fracasos se agrandan
en un amplio recorrido de calles secundarias
que llevan hacia el fondo
con un lenguaje parloteado
por miles de bocas de mercurio
... y tu voz
como campanada
que se abre
a un caos de relojes.

Desde ese ultimo naufragio
me bamboleo, zozobro,
voy, vengo, vuelvo, giro,
te hablo bajito, sin ruido,
como vieja habitante
de los espejismos
que canta hacia abajo,
hacia lo sordo,
en un clima mental
de invisible tiempo,
propietaria unica de imágenes errantes
dispersa por olas
en selvas sumergidas.

Y el viento;
grandes cosas suceden
cuando se ama,
cuando hombre y montaña
se encuentran,
cosas que no suceden
a empujones
en ese polvo de viento barato
que sale de lo tuyo...

AOC. ® 2017
Gráfica: Getty images
Adrienne Adams


domingo, 5 de noviembre de 2017

Tiempo de manias



La realidad que uno espera
está lejos de ocurrir,
los acontecimientos se desplazan
por un paisaje
donde las sombras cobran forma
y dejan a su paso
mojadas huellas.

Al final de un pasillo
el eco profundo
de mi llanto originario,
inquieto como rodar de hojas
como pájaro ciego engañado por el sol,
seguido por una lluvia de soledades
que se marchan con los ríos

Renunciando a lo próximo 
se consigue lo lejano,
el viento sopla
sobre el agua
de cantaro, espuma y vaho
y con suavidad se desvanece.
Por eso yo soplo a través de ti
desde el comienzo

AOC © 2017
Grafica: Greg CAll
Scott Brundage





jueves, 12 de octubre de 2017

Sabor a humo



Mi noche se desliza
por el filo de un párpado,
lampara de miserias
silenciosas, incurables
que canalizan la espuma
de un mar efímero.

Me desplazo en las nubes
a paisajes habituales
en donde ya no existe
el sabor de tu boca,
ya resulta irreconocible
la conciencia originaria,
parecida al llanto,
a un nido,
a cosas dadas vuelta.

Ya nada me queda,
solo obsesiones
de tu sombra
que el viento deforma
en un espacio de ojos desiertos
y gritos sin ecos.

Antonia Obiol y C © 2010
Grafica: Erika Khun // Pride Nyasha



domingo, 1 de octubre de 2017

A Pat



Como el movimiento
de una enceguecida mariposa
nocturna,
con sus fulminantes giros,
ella daba vueltas
en un aire denso
recargado de olores viejos
y una sombra espesa,
entonces, como un camaleón
se fundía en las cosas
inútiles, inmóviles.

Cada mañana aparecía teñida
de una inmerecida felicidad femenina,
tan brillante
que costaba mirarla,
el amor es viejo,
el amor es nuevo,
el amor es azul,
en alguna parte de su sonrisa
ella lo sabe...

Antonia Obiol y C. © 2010
Gráfica: Dammi Shinya

domingo, 24 de septiembre de 2017

ETIQUETAS







Se me va de las manos,
busco a tientas por el mundo
como una larga y ciega serpiente
que los juglares
agitan con cadencia
en el extremo de sus bastones.

Con un brillo fosfórico y demente
me sumerjo en aguas transparentes,
hablo con sus rumores
y ondulo con sus pliegues
en voces incomprensibles
al borde del abismo.

La arpía que habita en mi
suda el veneno
de mi extraño cariño,
no existe la palabra indiferencia
en mi natural apatía,
no sé querer
sin cuidar lo que quiero.

ANTONIA OBIOL Y C.©.2010





GRAFICA: Hu Yongkai // Christian Schloe // Erick Davila





domingo, 10 de septiembre de 2017

Modelos auténticos




Yo tanteo ciegamente
si alguien me ama como soy,
bajo esta piel invisible
que bordea
innumerables realidades,
arqueándose una encima de la otra,
por dentro y por fuera.

Las cosas que van a ocurrir
solo suceden
en el momento indicado,
no importa la intensidad 
que le demos a la espera,
ni los cielos que estallan,
ni el tipo de estrategia
de retrocesos, de avances...
en este viaje sin retorno
solo somos pescadores de niebla.

Antonia Obiol - 2017
Gráfica: Hyungho Lee

domingo, 3 de septiembre de 2017

Expertos locales




Una migaja de sol
se posó en la cresta tenue
de una ola
como un ensayo de la naturaleza
que se sale de sí misma
gravitando hacia la luz
donde el espejismo se abre.

Vapor de piedra
sediento de horizonte,
irreal como un eco
de ese ojo etéreo 
que ve irisados cristales
en las pupilas profundas
de un itinerante amor.

Alguna vez
esa niebla fantástica
nos deja apresar
el esqueleto del mundo
con sus grandes líneas tectónicas,
como un trozo
auténtico de realidad,
como jardines de la neblina, 
como hijos profundos de la camanchaca.

Antonia Obiol - 2017 -
Gráfica: Erika Kuhn

domingo, 27 de agosto de 2017

En picada



Ese gusto imposible
de conjurar la fuerza
de un sordo azar
 y este eco palpitante
de una realidad que no existe,
se entrelazan en un juego
de frases perdidas
en un viento de agosto.

La soledad se precipita
por la confusión
y sus abismos,
solo queda el orden
con que he decorado las paredes.

En el camino incierto
de las estrellas fugaces,
buscando ese lugar tan mío
como mi propia muerte,
despierta
a esa hora el alba
que arrastra su cortejo de presagios
donde se fraguan
abominaciones y sueños.

Antonia Obiol - 2017
Gráfica: Pablo Bernasconi

domingo, 6 de agosto de 2017

Talo




Todos esos hijos
que no tuve
reclaman el abandono
de otras madres,
como pequeños
alvéolos de mi historia
guarnecidos
en los pequeños mecanismos
de mi piel.

No hay viento
que borre las llagas
labradas por la memoria
que flotan como botes de humo
de tiempos ancestrales.

Que bien me quedan
los lejanos horizontes
donde me pierdo,
que lastima!
tanto tiempo
barajando sombras
con sus correspondientes
descensos al infierno.

AOC ® 2017
Gráfica: Just Because // Kristin Vertgard // Ruben Ireland



domingo, 30 de julio de 2017

Reptantes




Me perfilo como una habitante
de ese curso de agua
que se apoza en la curva
y tirita con el viento
donde los átomos del silencio
sueñan con ser un fruto maduro.

En esa caverna secreta
me gotea la nostalgia
de mis antiguas desdichas
como carcelera ciega
del sentido.

Sufro mi propia esencia,
algo se mece 
en este infinito redondo
donde se crispa
una agonía estática...
pero que sabe
una mantis religiosa
del dibujo del tiempo ?

AOC ® 2017
Gráfica:Sara Herranz // Trash Riot // Zipcy